Descripción y características: Se trata de una planta anual herbácea, de porte rastrero o trepador. Se cree que es originaria de África.

La parte que se consume es el fruto que puede ser muy diverso ya que existen multitud de variedades. Es importante elegir una variedad propia de la zona de cultivo, ya que de esta forma nos aseguraremos de la viabilidad y calidad del mismo. La forma de cultivo es muy parecida a la del melón, calabazas y calabacines.

Tierra y abonado: La sandía es bastante exigente en lo que se refiere a suelo. Necesita suelos bien drenados, no soporta el encharcamiento, y ricos en materia orgánica. Prefiere los suelos de textura media o limosos. En cuanto al abonado, es una buena opción hacer hoyos donde se va a plantar y llenarlos con compost antes de la siembra. Una vez que la planta haya germinado y tenga unas pocas hojas conviene añadir un poco de compost bien maduro o lombricompost y acolchar.

Siembra de sandías: El momento óptimo de siembra es entre abril y mayo. Se puede realizar directamente en el terreno o en semillero para su posterior trasplante. Es más común la siembra en semillero. Este cultivo ocupa mucho espacio por lo que el marco de plantación es 1 metro entre plantas y 1 metro entre hileras. Elegir un lugar soleado para su siembra, ya que esta planta es bastante exigente en cuanto a luz solar.

Labores y mantenimiento: A este cultivo le beneficia enormemente el acolchado, ya que es sensible a las hierbas competidoras y necesita una humedad constante en el suelo, estas dos limitaciones las solventa el acolchado. Necesita un riego regular, ya que si no disminuirá notablemente la calidad de los frutos. En climas fríos puede ser conveniente realizar tunelillos de plástico en las primeras fases de desarrollo para que la tierra coja calor.

Recolección de sandías: La cosecha suele ser a los 4 meses de la plantación. Hay que asegurarse de que la sandía está madura en el momento de la recolección, algunos trucos para saber si el fruto está maduro son:

  • Si se golpea la sandía con los dedos debe sonar a hueco.
  • Si se raya la piel con las uñas debe separarse con facilidad.
  • Si oprimimos el fruto entre las manos se debe oír un sonido similar a como si se resquebrajase interiormente.

Nombre científico: Citrullus lanatus

Familia: Cucurbitaceae

Ruta de navegación

Agenda

Aviso legal - Políticas de privacidad - Contacto

Todos los artículos de esta página web están registrados bajo licencia Creative Commons. Más información en:

derechos autor